Verduras España Agricultura

USDA (el Departamento de Agricultura de EEUU) ha escrito un reporte acerca de la situación agroalimentaria en España, que es especialmente relevante dado los sectores que analiza. Es innegable que el coronavirus influirá en la agricultura española, pero también en todo el sector agroindustrial con el que está relacionado. Este informe del USDA pone el foco en determinados sectores de la agricultura y la ganadería que se verán afectados en un plazo medio:

  • Habrá segmentos agrarios especialmente perjudicados: la horticultura, flor cortada y los lácteos serán los sectores más impactados.
  • Mención también al cerdo ibérico, ya que habrá un cambio radical en los patrones de consumo
  • Respecto al empleo agrario, señalan que existe un problema real con el trabajo en el campo, necesitamos movilizar a más de 100.000 personas (principalmente temporeros)
  • Por parte de las instituciones y entidades, se están tomando muchas medidas pero poco efectivas.
  • El sector Horeca está en parón y en especial en los productos premium. Sufrirá mucho el descenso del turismo.
  • La cadena de suministro de cereales y oleaginosas se mantiene sin interrupción, pero anuncian un descenso en el consumo a medio plazo.

El coronavirus en España ha cambiado la forma de operar en muchos segmentos de la agricultura, y es crucial conocer para el sector agroalimentario si estas modificaciones van a ser definitivas.

¿Por qué las medidas no están siendo efectivas?

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos es muy crítico con las medidas puestas en marcha por el Gobierno, así como de las acciones llevadas a cabo ante la Comisión Europea, para apoyar a agricultores y ganaderos en esta situación de crisis sanitaria originada por el coronavirus.

Y es que las gestiones que está realizando el Ministerio de Agricultura ante la Comisión Europea pasan por activar las medidas de mercado como el almacenamiento privado para los sectores afectados por el cierre del canal Horeca que afecta especialmente algunos sectores ganaderos, así como a determinados productos como el vino. Sin embargo, siguen la incertidumbre sobre el futuro de la Política Agraria Común (PAC) y su dotación presupuestaria, pese a que Luis Planas (ministro de Agricultura) sostiene que esta política se está reivindicando en esta crisis por el papel clave que juegan agricultores y ganaderos europeos. Ante las críticas recibidas por el reciente real decreto-ley para facilitar la contratación de mano de obra en el campo y su funcionamiento, desde el Gobierno se defienden apuntando a que las comunidades autónomas cuentan con un gran margen de maniobra.

El ministro de Agricultura ha comentado que el mercado exterior funciona con práctica normalidad. Respecto al mercado nacional, Planas ha señalado a las organizaciones que el Gobierno está vigilante ante cualquier situación anómala en la formación de precios. En este sentido, ha dicho que hace falta una reforma de la Ley de Cadena Alimentaria para complementar el real decreto-ley de medidas urgentes en agricultura y alimentación. E insiste en que el proyecto de ley para la transposición de la Directiva comunitaria sobre prácticas comerciales desleales trata de mejorar la posición de agricultores y ganaderos, así como dotar de más transparencia y equilibrio al proceso de formación de precios a lo largo de la cadena.

También ha recordado que las medidas aprobadas por el Gobierno para hacer frente al impacto económico del coronavirus tienen carácter horizontal y aplicable al sector agrario y ganadero. Entre ellas, la posibilidad de que empresas y trabajadores agrarios pueden acceder a moratorias, beneficiarse de líneas de crédito del Instituto de Crédito Oficial (ICO) para pequeñas y medianas empresas, además de poder optar a prestaciones extraordinarias por cese de actividad.




¿Te ha gustado este artículo?

Se el primero en leer articulos como este, en conocer descuentos y promociones y muchas novedades sobre el sector. Suscríbete de forma gratuita:

Acepto los términos y condiciones y protección de datos