Nuevas generaciones en el campo

¿Cómo podemos motivar a los jóvenes para que se acerquen al campo?

Existe un estancamiento en la población rural, que dificulta el acceso de las nuevas generaciones al entorno agropecuario. Buscamos medidas para incentivar al recambio generacional.

Mucho se habla del tema de la escasez de personal que va a sufrir el mundo de la agricultura y la ganadería en los próximos años. Y ¿cuál es la razón del estancamiento de la agricultura? Probablemente haya varias, pero una de ellas y bastante clara es que la gente joven no quiere dedicarse a oficios tan duros hoy en día teniendo tan a mano el sector servicios. Un sector que, por cierto, parece que desde pequeños nos han metido en la cabeza que es el ‘sector rey’ de los tres, y que no hay sitio para las nuevas generaciones en el primario o secundario. Un sector sin duda alguna, cómodo, o, al menos, mucho más que los dos primeros.


Atraer a los más jóvenes al campo y potenciar el relevo generacional

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación ha planteado la posible creación de “un programa de estancias en explotaciones agrarias” basado en la innovación y en la formación pilar principal de este curso, que busca la regeneración en la población rural. A pesar de las buenas intenciones de este proyecto, parece difícil que realmente la agricultura pueda remontar al problema generacional que se presenta a corto plazo.

En otros países, muchos de ellos en Latinoamérica, no están tan desarrollados en el sector servicios como lo estamos en el continente europeo. Por tanto, ellos no tienen por qué tener las dificultades que sufrimos en este lado del mundo para “convencer” a las futuras generaciones de que se dediquen al mundo agrario. Aun así, no son pocos los esfuerzos que hacen allí las administraciones para impulsar el sector agrario entre los más jóvenes y que no decaiga su interés.

¿Habría alguna posibilidad de cambiar la situación de rechazo hacia el sector en Europa y más en concreto en España? ¿Podría la transformación digital cambiar la tendencia de pensamiento que tienen muchos jóvenes en cuanto al trabajo en agricultura se refiere? La “revolución” tecnológica es algo que ha ocurrido y de hecho sigue ocurriendo en todos los sectores. Por lo tanto, el sector primario no va a ser distinto. Quizá, con la implantación de nuevos recursos tecnológicos y revolucionarios, todo esto podría cambiar de tendencia.

Relevo generacional de mayor cualificación y calidad

La agricultura actual, en cuanto a procesos se refiere, no se parece en absoluto a la agricultura de hace unos años. Los agricultores se han visto obligados a llevar a cabo nuevos procesos tecnológicos que mejoraran la toma rápida de decisiones. Esto se debe a varios factores, pero algunos de ellos son: el aumento de producción para un mayor número de personas en el mundo y las exigencias actuales relacionadas con el medio ambiente, que obligan a ser mucho más cuidadosos que en el pasado.

Pero para entender como podría ser la vida para el agricultor más fácil a través de la digitalización, es fundamental saber en que consiste la transformación digital en la agricultura. Las herramientas digitales de las que disponemos hoy en día, a través en muchos casos del “Big Data”, aportan al agricultor mucha más información que antes sobre sus explotaciones. La lluvia, el nivel de humedad y un largo etc. son ya cosas que se miden con una app en el móvil. La inteligencia artificial y la agricultura van hoy día muy de la mano. De hecho, muchas de las informaciones vitales en la agricultura actualmente van en tiempo real, como es el caso del estado de los cultivos. Esto es un avance muy importante para la rápida toma de decisiones.

Dejando el tema de la digitalización a un lado, ¿habría más maneras de acercar a los jóvenes el mundo de la agricultura? Bueno, hay un método que parece ser el más efectivo. No solo para atraer al las nuevas generaciones al campo, sino para muchos otros fines. Se trata de primas para los jóvenes, como ayudas económicas, subvenciones e incluso beneficios fiscales. Se habla sobre todo del hecho de realizar inversiones en activos fijos dirigidos a la explotación del negocio agrícola en los que podrías desgravarte una parte importante en los primeros años.

Covid19: una ventana de oportunidad agraria

Por último, ¿será el coronavirus un impulsor del empleo juvenil para el sector “agro”? Todo apunta a que esta locura que estamos viviendo va a mermar de una manera bastante cruel a la economía y mucha gente joven tendrá que adaptarse a los nuevos tiempos en trabajos de toda la vida, como son los trabajos de los que estamos hablando en este artículo. Dicho esto, es bastante triste que estos trabajos se vean como “última opción” entre la gente joven.

Por resumir, decir que es un gran reto el conseguir que las nuevas generaciones quieran seguir en el sector agrícola. Tan difícil como necesario. España se sitúa en segundo lugar (con un 25% de la producción) como país productor en la UE, tan solo por detrás de Italia y como sexto productor a nivel mundial. Esto es una razón evidente de la necesidad que tenemos como país en la continuidad de este sector. Veremos qué pasa en el futuro, pero sería importante que tanto gobiernos como administraciones no cesaran e hicieran hincapié en la importancia de la agricultura y las actividades del sector primario en general.

Daniel Dadlani

Departamento Financiero de Cefetra Ibérica.

¿Te ha gustado este artículo?

Se el primero en leer artículos como este, en conocer descuentos y promociones y muchas novedades sobre el sector. Suscríbete de forma gratuita:

Acepto los términos y condiciones y protección de datos