Molibdeno. Uso, tipos y aplicación en agricultura. 10 Recomendaciones clave para aplicar molibdeno en cultivos
En la agricultura, al igual que en la horticultura, los micronutrientes juegan un rol esencial en la nutrición de las plantas. Aunque su aplicación, muchas veces no es tenida en cuenta, o bien, es reducida en cuanto a su volumen si lo comparamos con otros nutrientes (nitrógeno, fósforo o potasio, etc.). La carencia de estos nutrientes clave genera pérdidas significativas. Como sabemos lo que sucede en el campo y, lo positivo que es contar con información de valor, en este artículo te vamos a explicar cuáles son los usos del molibdeno en el agro, sus funciones y las recomendaciones que no pueden faltar. Estos datos te van a permitir añadir determinadas acciones a tu plan de fertilización.

El valor del molibdeno en la nutrición vegetal

El molibdeno es otro de los tantos micronutrientes esenciales para el correcto desarrollo de las plantas. Su eje diferencial está basado en la alta movilidad que logra en el interior de la planta, hecho que es todo lo contrario a lo que sucede con el resto de los microelementos. Como elemento químico es el número atómico 42 y pertenece al grupo 6 de la tabla periódica, identificado con el símbolo Mo. Puede existir en el suelo como MoO2-4, HMoO-4, MoS2, principalmente, y es el único micronutriente que incrementa su solubilidad con un aumento del pH. El molibdeno es absorbido por la planta bajo la forma de molibdato (MoO4-2). Las plantas en general demandan pequeñas cantidades, menos de 1 mg de Mo/Kg de material seco, o lo que es igual, 40-50 g/ha son suficientes para satisfacer las necesidades anuales de un cultivo.

Microelemento molibdeno. Composición

Este microelemento se encuentra en la composición de:
  • Diferentes minerales: en estado absorbido y en la disolución del suelo.
  • En las sustancias orgánicas: se puede encontrar en el humus del suelo en forma de diferentes uniones orgánicas.
El molibdeno que se encuentra presente en el suelo proviene de forma natural de la descomposición de las rocas. Su contenido suele ser bajo, entre 2 y 2,5 ppm. De esta cantidad, la mayor fracción no está disponible para la planta, considerándose asimilable tan solo un 10%. Entonces, en la mayoría de los suelos, este micronutriente útil no supera las 0,2 ppm, del presente en la disolución del suelo.

Tipos de abonos con molibdeno en agricultura

El molibdeno en agricultura es un constituyente esencial de los enzimas nitrogenasa y nitrato reductasa. La aplicación de molibdeno se puede dar con diferentes tipos de abonos, entre ellos:
  • molibdato de sodio
  • molibdato amónico
  • trióxido de molibdeno
  • molibdato de calcio
  • abonos a base de molibdeno
Breve apunte:
  • Una forma de aportación de molibdeno agrícola es por medio de molibdato sódico o molibdato amónico, a razón de 3 a 100 gramos por cada 100 metros cuadrados de suelo.
  • Por vía foliar se aplican soluciones de molibdato sódico o amónico de 2 a 5 gramos por litro de agua. A razón de 0,5 a un litro de agua por cada 10 metros cuadrados.
  • Es factible aplicar oligoelemento solo, en mezcla o con otros nutrientes, tanto en formulaciones líquidas como sólidas.

Condiciones de aparición de una deficiencia de molibdeno en suelo

Algunas de las condiciones del suelo que favorecen la manifestación de una deficiencia de molibdeno son:
  1. Contenido natural de molibdeno bajo en suelo
  2. pH bajo
  3. Reacciones de precipitación con los óxidos de Fe, Mn y de Al
  4. Excesos de Cu y de Mn
  5. Fertilización frecuente con compuestos que contienen sulfatos
  6. Sensibilidad del cultivo a baja disponibilidad de molibdeno

Estas son las principales funciones del molibdeno en la planta

  • Interviene en la fijación e intercambio del nitrógeno.
  • Brinda sinergias con la asimilación de hierro.
  • Potencia la transformación del fósforo dentro de la planta.
  • Participa en las reacciones redox y actividad enzimática.
  • Actividad directa sobre polinización y fecundación de las flores.
  • Convierte el nitrato a nitrito, para luego transformarlo a amoníaco.

Ahora sí, aquí van 10 recomendaciones para aplicar molibdeno en cultivos

La nutrición óptima de tus cultivos es de suma importancia para conseguir rindes altos, pero también, es clave anticiparse a las necesidades que pueda demandar el cultivo en sus diferentes etapas de crecimiento.
  1. El molibdeno se hace más disponible a medida que sube el pH del suelo, opuesto a lo que sucede con la mayoría de los otros micronutrientes.
  2. Aplicaciones altas de P incrementan la absorción de molibdeno por la planta, mientras que aplicaciones altas de S reducen su absorción.
  3. Aplicar altas cantidades de fertilizantes que contiene S, en suelos con niveles medios a bajos de molibdeno, puede inducir una deficiencia de este nutriente. Cultivos como el brócoli, la coliflor y los tréboles necesitan a menudo aplicaciones de este micronutriente.
  4. El tratamiento de semilla es probablemente la técnica más común de corregir una deficiencia de molibdeno, debido a las bajas cantidades requeridas.
  5. Tener presente que niveles de contenido de óxidos de hierro y aluminio adsorben fuertemente al molibdeno.
  6. El nivel de materia orgánica condiciona la disponibilidad del molibdeno en el suelo.
  7. Las carencias de molibdeno agrícolase corrigen comúnmente por medio de la aplicación de abonos complejos, con su inclusión en el formulado o mediante la aplicación por agua de riego o foliar de un producto mix de microelementos.
  8. El momento óptimo de aplicación de molibdeno para correcciones o prevención en hortícolas, frutales de hueso y pepita, cítricos, olivar, viña, ornamentales y otros sucede con la aparición de las primeras flores.
  9. El aporte de molibdeno colabora en la determinación de la viabilidad de las flores, generando polen de calidad y un mayor número de frutos producidos.
  10. En los cultivos de hoja caduca, las aplicaciones de molibdeno producen aumentos de la producción de proteínas y azúcares y su transporte a los órganos reserva (raíces).
Y recuerda, si no consigues los resultados esperados analiza por medio de análisis y asesoramiento técnico cual es la situación de micronutrientes en la planta y en el suelo, entre ellos el molibdeno. Por supuesto, todos los productos que necesites para tu plan de fertilización los puedes encontrar en la tienda online de Sembralia.
Artículos

Deja un comentario

Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados